Sexy Relatos

Los mejores relatos eróticos de la web, totalmente escritos por nuestros usuarios

Masturbación

Mi Primera Masturbación: Indescriptible

Mi primera masturbación

Enviado por: Cindy.

Yo perdí mi virginidad hasta los 18 años. Tenía sexo regularmente con mi novio como cualquier pareja joven. Y aunque el sexo lo disfrutaba mucho, nunca fue algo indispensable para mi. Recuerdo que tenia como 3 meses de haber terminado con mi novio y sentimentalmente estaba muy mal, y aunque tenia algunos pretendientes, mi cabeza no tenia espacio para pensar en una nueva relación. Realmente llegue a enamorarme de mi ex novio. Pero llegando al cuarto mes sin novio y, por ende, sin sexo, empece a notar cierta necesidad de tenerlo.

Un día, recuerdo que salí tarde de la oficina y con unas amigas fuimos por un café y ahí nos pusimos a platicar, y en eso surgió el tema del sexo y de a que moteles habían ido y a cuales no. Yo conté mis experiencias y vinieron a mi mente muchos bonitos recuerdos de lo rico que lo había pasado en esos lugares, aunque también me recordaba que ya llevaba poco mas de 4 meses sin sexo. Al regresar a casa me quite la ropa y me puse mi pijama. Ya acostada empecé a recordar un día que fui con mi ex al motel de cerca del trabajo. Ese día la pase muy bien ya que mi novio me dijo que me regalaría el mas rico de los orgasmos. Pasó casi una hora dándome sexo oral, y no les miento al decir que la pase súper rico ya que mi vagina estuvo mojadita durante todo ese tiempo. Luego lo hicimos en una silla que había en el cuarto, y por ultimo en la ducha. Estaba acordándome de todo eso cuando me di cuenta que ya tenia mi mano bajo de mi pijama y dentro de mi calzoncito, y sin darme cuenta había empezado a tocarme al recordarme lo del día del motel. Mi reacción fue de sorpresa y deje de hacerlo, ya que aunque parezca raro, a mi nunca me llamo la atención la masturbación ya que para mi era algo que hacían únicamente las personas que nunca podrían tener sexo.

Al otro día me levante y fui a bañarme. Ya tenia como unos 3 días que no me rasuraba mis partes, así que antes de bañarme empecé a rasurarme, estaba en eso cuando vino a mi mente el recuerdo de la noche anterior cuando tenia mi mano dentro de mi calzoncito, así que tuve un impulso de empezar a tocarme. Me abrí un poco y empecé a frotar mi clítoris, pero nuevamente deje de hacerlo porque nunca antes había hecho algo como eso, así que me metí a bañar, me cambié y me fui al trabajo.

Ya eran como las 11 de la mañana y estaba algo desocupada y no se porque no salia de mi mente el tener sexo, pase casi toda la tarde pensando como haría para tener sexo. Mido 1.70, soy delgada, tengo senos grandes que son mis armas de conquista favoritas y pues no es que me crea la gran cosa pero siempre tuve hombres a los que les llamaba la atención, así que decidí que la mejor forma de quitarme esas ganas era buscando sexo casual. Lo malo es que ese nunca fue mi estilo, siempre que tuve sexo lo hice con algún novio, nunca con un amigo con derechos o alguien que conocí en una noche de tragos, así que las opciones se me agotaban. Regresé a la casa y sentía una sensación extraña en mi cuerpo, estaba comiendo pero como si no lo estuviera haciendo, en mi mente solo tenia la palabra sexo, y por primera vez en mi vida sentí la necesitad de tenerlo. Luego de pensarlo por un rato, deje de cenar, subí a mi cuarto y empecé a hacer lo que nunca pensé hacer. Encendí mi computadora y me metí a google a buscar videos porno. Me mando a unos sitios y la verdad jamas imaginé que hubieran tantas categorías de pornografía. Habia de lesbianas, trios, anal, sexo oral…uff. De todo. No sabia ni que ver. Mi vagina empezó a mojarse no solo por ver tanta cantidad de pornografía sino que estaba excitada porque seria la primera vez que me masturbaría. Luego de un momento, al fin me decidí y puse un video de hombres mayores haciéndolo con jovencitas. Puse la tv con volumen alto para que no escucharan en casa, me desnudé y me acosté en la cama junto a mi laptop. Le puse play y enseguida comenzó el video. Era un hombre ya mayor pero muy guapo y musculoso quien seducía a una jovencita. Lo primero que hice fue frotar mi clítoris y pude notar lo mojadita de mi vagina, note que miz pezones ya estaba duritos, empecé a frotarlos muy lentamente y a darle pellizcos ya que a mi me encanta que me chupen los senos y me jalen el pezón.

Estaba ya bien abierta, frotándome bien rico viendo como el hombre mayor le practicaba sexo oral a la jovencita, eso realmente me prendió y empecé a meterme el dedo en la vagina. La verdad estaba demasiado excitada, me temblaban las piernas de la excitación y noté como mi vagina estaba muy húmeda. Mis jugos estaban por toda mi vagina pero yo seguía frotándome sintiendo cada ves mas rico. Luego cuando en el video la joven le empezó a mamar el pene al señor sentí delicioso, y de lo excitada que estaba empecé a meterme dos dedos, deseaba tanto en ese momento ser penetrada que lo hubiera hecho con la primera persona que me lo pidiera, pero el éxtasis llego cuando vi que la penetraban. Al ver eso empecé a meterme el dedo mas rápido y mas rápido, al mismo tiempo que con la otra mano frotaba mi clítoris. Al cabo de un momento estalle en un éxtasis total, sentí como mi vagina estaba súper mojada. Había tenido un muy rico orgasmo, pero yo seguía con ganas de mas. Puse luego otro video y seguí masturbándome hasta quedar totalmente satisfecha. Mis dedos estaba llenos de mis jugos, de la excitación decidí chupármelos y la verdad el sabor era riquísimo, y eso me prendió y volví a tocarme. Y así fue como por primera vez me masturbe. Desde entonces lo hago regularmente y me di cuenta que la masturbación es parte normal de la vida de todos.

Este relato fue enviado vía Facebook. ¡Únete a nuestra comunidad!

(Visited 20,008 times, 2 visits today)

1 Comment

  1. Pancho

    Que sabor tienen tus flujos vaginales?
    A
    Tu vacuna tiene aroma
    fuerte?
    Suave?

Leave a Reply

WordPress Theme by WPVKP