¿Quieres hablar con chicas online? ¡Entre ahora en CHAT Gratis!

Era el cumpleaños 18 de mi amiga Yolie, su familia le había organizado una pequeña comida en su casa y después la fiesta, hasta entrada la noche, por lo que decidí ir vestida un poco coqueta, pues ya no tenía pensado regresar a mi casa a cambiarme de ropa porque mi mama, ya no me dejaría salir de nuevo, ese día llegue a casa de Yolie, llevaba un vestidito color blanco, corto debajo llevaba tangas, sandalias altas y una cartera, total que llegue a su casa y le mande un WhatsApp a mi amiga: ella me dijo que se estaba terminando de arreglar y envió a su papá para que me abriera la puerta. Al abrir el señor Ricardo (su papa) me miró completa, me puse un tanto nerviosa, pues nunca me había mirado así. Le salude y entre, mientras iba caminando pude sentir su mirada, cómo me desnudaba con solo mirarme, me sentí un tanto rara, pero a la vez en el fondo sentí algo rico….. Adentro me senté, a lo que Ricardo me alcanzó y se sentó frente a mí…. Me dijo: “Vaya Alejandra, ya tenía mucho tiempo que no te había visto por aquí, sí que has crecido” Conteste “si ya tenía tiempo que no venía a su casa, y así es, el tiempo pasa rápido” Ricardo: “¿Te ofrezco algo de tomar? ¿Una cerveza, tequila, whisky o agua?” Conteste: “Si gracias, una cerveza por favor, para calmar el calor”. Enseguida bajo Yolie: “Aleja amigaaa, gracias por venir, ¿Cómo estás?, te vez hermosa” Dije: “Holaaa, estoy muy bien gracias amiguis, también tú te vez hermosa” Yolie: “vamos al patio, te aparte una mesa” En eso Yolie se adelantó al patio y volví notar como el señor Ricardo me miraba… simplemente me comía con la mirada, esa mirada causó algo rico dentro de mí, pero en mi mente dije: “Alejandra calmaaatee!!! Es el papá de tu amiga, Cálmate”….. Ya estando en el patio sirvieron la comida…. terminamos de comer y todo eso por el estilo…… Nos cambiamos de lugar a unas sillas que estaban más enfrenté de las mesas, pues iba a ver grupo musical, yo estaba con Yolie, cuando un amigo se acercó y me invito a bailar, yo me pare y baile un buen rato, con varios amigos e invitados que me sacaban a bailar, al regresar a mi asiento, Yolie me dice: “Alejandra ven acá” Conteste: “Que que!!! Que paso amiga” Yolie: “Aleja toda la tanga se te marca en el vestido, no me había dado cuenta, ahorita que bailas te toditaaa se te marca” Conteste: ” ¿De verdad? Ayy no!!” Yolie: “Si Aleja, si quieres vamos a mi cuarto y te presto otras pantaletas, para que te la pongas, todos los chavos solo se quedan mirando con cara de depravados” De alguna manera, al decirme que todos me miraban con cara de depravados, causó excitación en mi cuerpo, me erizó la piel por completo. Conteste: “No Yolie, ya no te preocupes, ya no me levantaré de aquí para que ya no me vean” Yolie: “Bueno como gustes, espérame voy a ayudar a mi mama con unas cosas, es que mi papa ya anda algo tomado” Entonces mi amiga fue ayudarle a su mama, yo me quedé viendo como bailaban unos amigos y tomando una cerveza, cuando de repente Ricardo se sentó frente a mí con sus amigos, quedo exactamente frente a mí, a una distancia aproximada de 5 metros, a mí me dio igual y seguí mirando bailar a mis amigos, pero comencé a sentir una mirada del otro lado y era el señor Ricardo, que de nuevo me desnudaba con la mirada, me sentí incomoda a tal punto de quererme quitar de ahí e irme con Yolie… pero en mi mente algo me dijo: “el señor Ricardo solo me está viendo…, jugaré un rato con él, hasta que llegue Yolie…. Entonces comencé a jugar con él, obvio disimuladamente para que las demás personas no notarán lo que estaba haciendo, comencé a hacerle un par de movimientos, cruzando mis piernas, al mismo tiempo que mientras las cruzaba le dejaba ver al señor Ricardo mi tanguita, el quedaba sorprendido, al mismo tiempo que yo poco a poco me sentí un poco excitada de ver cómo me miraba “babeado” por mí, me sentí picara y malvada. Me levanté para ir al baño y con una mirada coqueta lo mire a los ojos y me fui de ahí, Ricardo también se levantó y me siguió y me dio un papelito con un mensaje que decía: “Alejandra me dejas sorprendido lo hermosa que te vez, te espero en el cuarto que está al lado de el de Yolie, quisiera hablar a solas contigo….. Ricardo”. En ese momento no supe que hacer, por un lado me quería ir, pero por el otro sentía curiosidad y emoción de que este hombre mayor y bien parecido estuviera así por mí. Ricardo y la mamá de Yolie están separados desde hace años sin embargo él siempre ha estado cerca de su hija. Entonces ya a altas horas de esa noche, estando la fiesta más buena le dije a Yolie: “Amiga, ¿puedo subir a tu cuarto a descansar un poco? Estas sandalias me están matando, y aún falta para que termine la fiesta quiero descansar un rato” Yolie: “Claro que si Aleja Ven, te acompaño” Subimos a su cuarto y me metí, ella bajó a seguir atendiendo a sus invitados, yo me recosté en la cama quedándome pensativa, me pare y salí al cuarto de al lado donde estaría Ricardo, toque la puerta despacio y enseguida se abrió, ahí estaba el esperándome…. Ricardo: “Pasa pasa, pensé que no vendrías” Contesté: “Que paso señor Ricardo, no puedo entrar, no ve que puede subir Yolie o su mama” Ricardo: “No no, no te preocupes, yo sé perfectamente que no subirán, pasa le voy a poner llave a la puerta” Conteste: “Mmmm, está bien, pasare, pero solo para que me diga de que quería hablarme” En ese momento yo estaba algo nerviosa y tímida, pues en cualquier momento podía subir alguien. Ricardo: “Alejandra a la verdad quería decirte que desde el momento que llegaste, no he podido sacarte de mi cabeza, te vez taaan linda, que no he podido dejar de verte” Conteste: “Hay señor Ricardo que cosas dice, ya ha de estar borracho, mejor duérmase, yo bajaré” En ese momento me di la vuelta para salir del cuarto y de repente Ricardo me dijo: no te vallas, me tomo del brazo y me abrazo, él es un hombre alto y grueso, yo apenas le llego con mis sandalias altas. Le Dije: “Don Ricardoooo!! Espere que haceee, ¿está loco? Suélteme” Ricardo: “Linda, porque te haces de rogar, si hace rato claramente me coqueteabas y estabas abriendo las piernas para que te viera” Yo estaba nerviosa, mi respiración era muy rápida y acelerada, pues jamás imaginé estar así con el papá de mi amiga, pero sin darme cuenta poco a poco fui poniendo menos resistencia….. Me abrazo más fuerte y ya pegada a el empezó a besarme el cuello y luego ya no pude resistir y empezamos a besarnos, en unos minutos ya estaba súper mojada. Luego me levanto completamente y me puso en la cama, subí mi vestido y quede completamente dispuesta para él. Ricardo se quitó el pantalón y el resto de su ropa y pude ver su cosa completamente parada y grande… él se vino encima de mí, me aparto la tanga hacia un lado y acomodó su miembro en mi cosita, ya súper mojada, haciéndolo rozar…cosa que me excitaba aún más… Hasta que lo abrace suavemente con mis brazos y piernas, y ya sin más remedio me lo metió todiiito. Sentía sus embestidas fuertes su fuerza brusca (yo nunca había estado con un hombre mayor) pero lo estaba disfrutando muchísimo en ese momento, me entregue como una loca… tuve orgasmos y él lo aprovecho al máximo, me hizo el amor como le dio la gana (todo un hombre en la cama debo decir)… hasta que no se pudo contener y termino, acabo, adentro de mí, sin que yo pudiera evitarlo, sentí su leche caliente que luego se corrió por mi entrepierna. Terminamos me sentí divinamente, pero luego con sentimiento de culpa. Le dije: señor Ricardo esto no debió pasar. Ricardo me contesto: “Tranquila Alejandra, eres una mujer divina. Nadie lo sabrá, nadie desde hoy te has convertido en mi secreto” Sin decir más palabras, me acomode la tanga, me baje el vestido y me salí al cuarto de Yolie para meterme a bañar. Luego del baño me recosté en la cama de mi amiga a pensar en lo que había sucedido. Quién lo diría… termine cogiéndome al papá de mi amiga, el destino me tuvo una sorpresa. Aunque sé que estuvo mal, me sentía divina… esa experiencia prohibida me dejo emocionada… Me sentía muy en el fondo como una completa zorra… cosa que no había experimentado y todo por estar coqueteándole a Ricardo “jugando con fuego” y por haber asistido a esa fiesta vestida de forma tan provocadora…

¿Quieres hablar con chicas online? ¡Entre ahora en CHAT Gratis!

(Visited 36,595 times, 1 visits today)